sábado, enero 02, 2016

Hora de medir.

Es habitual por estas fechas hacer una valoración de cómo ha ido el año, un cierre de ejercicio para ver si hemos conseguido ganar dinero y la forma en la que lo hemos hecho, o si por el contrario hemos perdido, buscar errores, etc. 

En nuestro caso , y a pesar de haber conseguido ganar dinero, no estamos del todo satisfechos con cómo lo hemos conseguido, gran parte del beneficio lo hemos conseguido de las operaciones que hemos hecho en IAG, el resto han sido  mediocres, y  eso que hemos recibido la ayuda inestimable de un Dólar fortaleciéndose que nos ayudaó a  sacar algo más de dinero de nuestras operaciones americanas. 

No hemos alcanzado el objetivo de rentabilidad que nos habíamos marcado a comienzos de año, pero eso en realidad no me preocupa tanto, me fijo más en si las operaciones han estado bien ejecutas, siguiendo las reglas, controlando el riesgo, etc.  Tener un objetivo de rentabilidad está bien, pero no hay que obsesionarse con ello. Puede ir en nuestra contra si nos alejamos de él y empezamos a operar más por intentar llegar a él (por dar satisfacción a nuestro ego)  y forzamos operaciones que en otras circunstancias no llevaríamos a cabo. 

Al final lo realmente importante es crecer, en el sentido económico, tener hoy más dinero que ayer, ir cubriendo poco a poco nuestras necesidades desde un punto de vista financiero, y además crecer como inversor, conocer más aspectos del mercado que desconocíamos, nuevos mercados, tecnologías, etc. Esto es un proceso de aprendizaje continuo.

Personalmente no me gusta comparar la rentabilidad de mi cartera con lo que han hecho los indices, etc. No crítico a la gente que lo hace, es una cuestión casi de gustos. Si yo pierdo dinero, no voy ha consolarme con que el Ibex35 haya caído un 7% en el año, para mi no tiene sentido esa comparación. Ni tampoco me  preocupa que alguien me diga que ha sacado una rentabilidad mayor que la mía, etc. , en esos casos se le felicita y punto. Mi consejo es: céntrate en tu operativa, procura no perder dinero y los resultados llegarán...

Como ya he comendo en alguna ocasión en este blog, al final a la hora de medir tus resultados, tu operativa, etc. lo más importante es ser honesto contigo mismo, no retuerzas los números buscando la autocomplacencia (no somos políticos el día después de las elecciones),  no recurras a la excusa de la mala suerte.  


Y ahora vamos a por el 2016 a ver si conseguimos hacer algo de pasta (o al menos no perderla)...

Un saludo a todos y feliz año....





“Statistics are used much like a drunk uses a lamppost: for support, not illumination.”
A.E. Housman (commonly attributed to Andrew Lang)

0 comentarios: